Viernes 20 de Febrero de 2015

Francisco y el ayuno

Dijo que "el que quiere Jesús es el que rompe las cadenas injustas, libera a los oprimidos, viste a los desnudos, hace justicia." Habló del pasaje de Isaías en la primera Lectura y señaló que es necesario distinguir entre “el formal y el real”.

Compartir en Redes

“El ayuno que quiere Jesús es el que rompe las cadenas injustas, libera a los oprimidos, viste a los desnudos, hace justicia. Este es el verdadero ayuno, el ayuno que no es solamente externo, una observancia externa, sino que es un ayuno que viene del corazón”, explicó el Papa, durante la homilía de la misa celebrada en la capilla de la Casa Santa Marta.

“El pueblo se lamenta delante del Señor porque no escucha sus ayunos”. De este modo, Francisco habló del pasaje de Isaías en la primera Lectura. Y señaló que es necesario distinguir entre “el formal y el real”. Para el Señor “no es ayuno no comer carne” y después “pelear y explotar a los trabajadores”. Por esto Jesús condenó a los fariseos porque hacían “muchas observancias externas, pero sin la verdad del corazón”.

Sin embargo, el ayuno que quiere Jesús es el que rompe las cadenas injustas, libera a los oprimidos, viste a los desnudos, hace justicia. “Este es el verdadero ayuno, el ayuno que no es solamente externo, una observancia externa, sino que es un ayuno que viene del corazón”, explicó.

Los Sacramentos manifiestan la ternura y el amor del Padre con cada uno de nosotros.

— Papa Francisco (@Pontifex_es) February 20, 2015



Fuente: Aica